EL PNV quiere que la Unión Europea pague un posible “proceso de paz y reconciliación” en el País Vasco


EIG. Redacción. Vitoria. Xabier Arzalluz, el ex presidente del PNV, dijo hace algún tiempo que mientras algunos movían el árbol (refiriéndose a la banda terrorista ETA), “otros recogemos las nueces” (haciendo referencia al mundo nacionalista vasco). Pues bien, al parecer, el PNV no está satisfecho con los “frutos” que según este conspicuo representante ha recogido de más de treinta años de violencia etarra y está dispuesto también a seguir beneficiándose del “proceso de paz” que pueda estar a punto de llegar.

Con este objetivo, el principal partido nacionalista vasco, el mismo que durante décadas ha frenado la lucha de la Ertzaintza contra ETA, que ha despreciado a las víctimas de los criminales, que ha colaborado políticamente con los cómplices de los asesinos y que no duda en compartir objetivos ideológicos con los artífices del coche bomba y el tiro en la nuca, ha preguntado a la Comisión Europea por la posibilidad de que “Navarra, Euskadi y el País Vasco francés” pudieran beneficiarse de un programa de ayudas, similar al que se proporciona a Irlanda para apoyar su proceso de paz (Programa “Peace III”), en el caso de que la banda terrorista ETA anuncie un abandono definitivo de las armas.

Izaskun Bilbao, la europarlamentaria del PNV que ha planteado la cuestión, se ha interesado por cuáles han de ser las “condiciones mínimas” que debe reunir el “proceso de paz”, a juicio de la Comisión, para poder acceder a estos apoyos financieros “en favor de la paz y la reconciliación”. Bilbao ha recordado que la secretaria de Estado para Irlanda del Norte, Marjorie Mowlan, destacó en su momento que el programa "Peace" serviría en el futuro "como ejemplo para aplicar fuera de estas islas como medida de lo que podría ser posible en circunstancias parecidas".

Con esta propuesta, el PNV no solamente quiere hacer pagar a Europa por la dejadez, la irresponsabilidad, la desidia y la indolencia que este partido ha demostrado durante años en la lucha contra el terrorismo etarra sino que, además, busca que la Unión Europea apoye y certifique la equiparación perversa que los nacionalistas vascos realizan entra la realidad sociopolítica de Euskadi y la de Irlanda. Nada tiene que ver la situación en ambas comunidades, sobre todo si se tiene en cuenta que en el País Vasco nunca ha habido “dos bandos enfrentados”, ni ha existido una lucha entre “dos comunidades”, ni se ha producido una suspensión de las instituciones irlandesas como se produjo en Irlanda y tampoco se ha producido un empobrecimiento dramático de la región.

Más bien al contrario, lo único que hay en Euskadi es una banda terrorista que ha provocado ya casi un millar de asesinatos, que mantiene amenazada a una parte muy importante de población vasca, que cuenta con el apoyo de un manto político que lucha por ser legalizado y que, de vez en cuando, recibe efusivas muestras de comprensión, tolerancia y entendimiento desde el PNV y desde el resto de los partidos nacionalistas. Y todo esto, desde luego, nada tiene que ver con el “Programa Peace”.

Documento: "Programa Peace III" (Texto íntegro en inglés)

1 comentario:

  1. El PNV anda preocupado porque a pesar de lo que brabaman, dejaron el poder y no se ha caido nada. Sí, la crisis ha golpeado, pero era lo previsibile.

    Así que entre espionaje y espionaje, al parece andan dedicados a ganar notoriedad con todo tipo de payasadas como la presente.

    Y para ello no les importa, de nuevo, poner al mismo nivel a victimas y asesinos, es lo que han hecho siempre. Saben siempre se iran de rositas porque el votante nacionalista, primero es nacionalista y luego ser pensante.

    ResponderEliminar

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...