Las palabras del Defensor del Pueblo pidiendo la legalización de “Sortu” causan estupor en amplios sectores del constitucionalismo vasco

Iñigo Lamarca
Euskadi Información Global. Redacción. Vitoria. En un artículo periodístico titulado "Tiempos históricos", Iñigo Lamarca, el Defensor del Pueblo vasco, aboga por la legalización de “Sortu”, el nuevo partido político impulsado por la autodenominada “izquierda abertzale” con el objetivo de estar presentes en las elecciones municipales que tendrán lugar el próximo 22 de mayo.
En su texto, el “Ararteko” explica que “el hecho histórico del rechazo a la violencia de ETA desactiva el motivo de la ilegalización de Batasuna y sitúa a Sortu dentro de los lindes de la Ley de Partidos”. El Defensor del Pueblo vasco sostiene que, “ante la duda” sobre la veracidad de la apuesta de Sortu, “debería prevalecer la opción de su legalización, puesto que el ordenamiento jurídico ha de interpretarse en el sentido más favorable a los derechos y libertades, en este caso a los derechos de asociación, de participación política y de sufragio pasivo”.
Estas palabras han causado un importante estupor en amplios sectores del constitucionalismo vasco, que no acaban de comprender esta contundente e inexplicable toma de postura de Lamarca en un asunto que de ningún modo atañe a los derechos de los ciudadanos vascos.
Gorka Maneiro, parlamentario de Unión Progreso y Democracia (UPyD), ha censurado las declaraciones y ha señalado que el Ararteko “peca de optimismo y se muestra muy poco prudente en sus opiniones”. Maneiro pide a Lamarca que se informe mejor antes de hablar: “que los estatutos de Sortu se ajusten a la ley de partidos no es un hecho novedoso o un hecho que pueda suponer automáticamente su legalización, pues es evidente, tal como señaló la reciente sentencia del Tribunal Europeo de Derechos Humanos, que lo fundamental en este asunto es el contenido de su propuesta y la aceptación de las reglas de la democracia”.
De similar opinión es Antonio Basagoiti, presidente del PP vasco, que ha censurado “la benevolencia” de Iñigo Lamarca, recordando a éste que ETA aún existe. “Está en una posición demasiado 'buenista', como le ocurre a otros sectores de la sociedad vasca”, advierte Basagoiti, para quien la situación que vive la izquierda abertzale radical es producto de la presión institucional, judicial, política y social. “La esperanza en la conquista de la paz viene de los avances conseguidos por esas vías. Eso es lo único que ha obligado al mundo de Batasuna a buscar otras salidas”.

Artículo íntegro del Defensor del Pueblo Vasco

“Sortu”: El totalitarismo terrorista de ayer que pretende convertirse en el referente político del mañana

1 comentario:

  1. de defensor del pueblo a defensor del tiro en la nuca, con estos comentarios no decesito defensor,

    ResponderEliminar

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...